Obra Literaria

WhatsApp, amor

WhatsApp, Amor
Jessica Atal audazmente escribe una audaz novela… Se acabaron las cartas y en este punto es donde nos sale Jessica Atal al camino para asombrarnos. Porque ella ha venido a seguir esta tradición, retándola a duelo… Como un gatopardo, se propone que todo cambie para que todo siga igual. Es en este punto donde se puede pulsar el abolengo de un creador, las agallas de una autora como Jessica Atal, capaz de dar un desafiante salto literario. Porque escribir una novela hecha solo con mensajes telefónicos es una osadía que debe enfrentar muchísimas dificultades. Desde luego, todo debe contarse solo con diálogos. Los personajes de WhatsApp, Amor toman el control de la historia y hablan directamente entre sí, con una conversación que a ratos parece más teatral que nada.  Una especie de Quién le teme a Virginia Woolf 2.0, con algo menos de alcohol que el texto de Albee… (…) Mientras a su alrededor todo parece colapsar entre atentados y violencia, ellos se encuentran encapsulados en una burbuja con el aire cada más enrarecido, lo que vuelve por contraste más absurdo su incapacidad para comprender al otro.
Cecilia García-Huidobro M.
 

Jessica Atal despliega en este libro todo su talento: narra desde el fragmento telegráfico, desde el balbuceo que es nuestro lenguaje de seres hipermodernos, un drama intemporal: el del desgarro, el desamor, la lejanía, la angustia, pero también el absurdo que impregna las relaciones humanas.
Mauricio Electorat


Carne Blanca

Carne Blanca
Sorprende el discurso femenino dentro del que se inserta la escritura trozada/trizada, y el poema de Chile, como trasfondo en una poesía que, junto a autoras como Meireles y Plath, hacen que la poesía sea múltiple y una sola.
Damaris Calderón
 
Uno se deja llevar por la música, muy sutil y fina, de la tierra baldía santiaguina, que si bien no tiene mucho de Eliot, hace pensar en el “tedious argument/ of insiduous intent” de Prufrock.

Neil Davidson
 
 
La conciencia que recorre esta obra (…) se sabe astuta y provocadora. Su arte es la magnificación y la ironía, tomando distancia de sí, asomándose y replegándose, sin asumirse a veces del todo, como para que el testimonio quede a contraluz, desafiando la complicidad del lector.
Armando Roa Vial


Cortina de elefantes

Cortina de Elefantes

Cortina de elefantes se construye en torno al luto y a la exploración de una identidad y una “vida nueva” tras el luto (...) La tragedia de Palestina y, en particular, la de Gaza y sus habitantes y, más en concreto todavía, la de los niños de Gaza es central y persistente en la poesía de Jessica Atal y en este libro de sobremanera (...) Cortina de elefantes es un trabajo poético cuidadoso en su factura, arriesgado formalmente y a la vez maduro dentro de la trayectoria de Jessica Atal.
Pedro Gandolfo



Arquetipos

Arquetipos de Jessica Atal
Si el libro anterior de Jessica Atal se llama Pérdida, este que se llama Arquetipos bien puede llamarse Hallazgo. Hallazgo de estilo para asestar su visión y expectante avance hacia nuevos hallazgos. Así, de un libro a otro, su poesía (ella) ha hecho unos rápidos adelantos, unos enormes progresos que en otras personas suelen demorar años, si no una vida (…) De Pérdida me guardo una acre sensación de expolio, de lar y corazón saqueados. De Arquetipos, una intensificación de lo acre en una galería de mujeres (a años luz de las “Locas mujeres” de Gabriela Mistral) retratadas con un procaz sarcasmo (...) La fuerza expresiva de las estrofas ensambla un total que se asesta sobre uno y deja un moretón en la sensibilidad.
Luis Vargas Saavedra


Pérdida

Pérdida de Jessica Atal

Valiente expresividad, madura capacidad para comunicarnos su sino dramático sin gimoteos ni blasfemias, ejemplar gobierno de sí misma y de sus palabras, creando su propio lenguaje, sencillo y, sin embargo, desafiante de significados. Certero.
Luis Vargas Saavedra
 
Si Chopin, en vez de haber compuesto música hubiera querido expresar sus emociones en palabras castellanas, habría podido escribir, pienso yo, exactamente los versos de Jessica Atal.
Juan Pablo Illanes
 
 
Esta poesía habla de una pérdida esencial casi como cuando se habla de la caída original. Algo se perdió y desde esa pérdida sin retorno se escriben estos versos. No es solo el amor, la pasión no realizada o perdida o la derrota de un pueblo (el palestino): eso es solo un nivel de esta pérdida. Algunos hablan –en psicología- de etapas del duelo. Claro que este libro corresponde a una etapa de un duelo, en este caso atávico, pero también es el duelo entre la poeta y el silencio, y es en esa batalla cuerpo a cuerpo donde Jessica Atal nos comunica valiosos, innombrables hallazgos.
Cristián Warnken


Variaciones en azul profundo

Variaciones En Azul Profundo

Variaciones en azul profundo fue publicado por Ediciones Unicornio en 1991 y presentado por Enrique Lafourcade y Aileen L'Huillier.